Semana con sabor a balance

0
324
El concejal Manuel Brinquis ha explicado los presupuestos ante el último Consell de ciutat de la legislatura / Estrella L'H

Esta semana se han aprobado definitivamente los presupuestos generales y la plantilla municipal del Ayuntamiento de L’Hospitalet de Llobregat para el ejercicio 2019, tal y como se recoge en el Boletín Oficial de la Provincia del 21 de enero. Al no haberse presentado ninguna reclamación en los 15 días posteriores a su presentación, se aprueban tal y como se elaboraron, esto es, por un valor de 274,9 millones de euros, un 1% menos respecto del ejercicio 2018, según consta en la memoria explicativa.

¿Por qué no se habrá presentado ninguna reclamación? ¿Será que los partidos de la oposición no han tenido tiempo ni ganas de meterle mano al balance económico más importante de la ciudad? ¿Será que, como asegura Sonia Esplugas, portavoz del grupo del Partido Popular en una entrevista para el Diari de L’Hospitalet, están cansados de presentar alegaciones y que “nunca” las hayan atendido? ¿O será que, como añade a continuación, están pensando en las próximas elecciones y confían en convertirse en la “alternativa” al gobierno actual?

Alea iacta est. La suerte está echada. O todo lo contrario, ya que, según explicó la alcaldesa, Núria Marín, en el último Consell de ciutat antes de las elecciones municipales del 26 de mayo, la aprobación de un presupuesto no garantiza su ejecución. Porque todo depende de la “voluntad política”. Un consuelo para quienes, como el miembro del Consell que pidió más ayudas para que los estudiantes de enseñanza secundaria puedan comer en los centros educativos, no encuentran una partida presupuestaria para atender sus intereses; y una preocupación para quienes han salido favorecidos en el reparto. La cuestión es, una vez más, si podemos llegar a saber quién sale favorecido y quién no tanto, y por qué.

El exceso de información no implica un aumento proporcional del conocimiento

La buena noticia es que ya se puede acceder información más detallada sobre los presupuestos de 2019 en la página web del Ayuntamiento. En ella se puede acceder a los siguientes documentos:

Casi 400 páginas con información tan técnica que ni siquiera se comprende adecuadamente cuando la explica el concejal del Área de Hacienda y Servicios Centrales, Manuel Brinquis. Es lo que ocurrió en el pasado Consell de ciutat, celebrado este jueves 24 de enero, donde uno de los ciudadanos que escuchó la explicación del concejal no consiguió entender algunos de los conceptos expuestos y acabó por exclamar delante del auditorio: ¡a ver si hay que hacer un máster para entender los presupuestos!

En su defensa, Brinquis se ofreció a realizar nuevas exposiciones a las entidades o colectividades que requieran de su presencia, algo que se agradece, siempre y cuando se haga un esfuerzo por ponerse en el lugar del otro, generalmente un no experto en la materia, y por distinguir los hechos de las interpretaciones, como enfatizó el portavoz del grupo de Ciudadanos presente en el acto, Miguel García.

Se observa claramente, por tanto, que el exceso de información no siempre es garantía de entendimiento, comprensión y, en definitiva, conocimiento. Y que los datos, sin contexto, pueden interpretarse de múltiples formas, como dejó patente la enésima discusión entre Brinquis y García sobre cómo calcular el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI).

Si se observan los gráficos de ingresos y gastos que figuran en la Memoria explicativa del presupuesto municipal, con la calidad que se aprecia, tal vez no le llame nada la atención al lector o lectora.

Gráfico de ingresos previstos en 2019 en L’Hospitalet / Memoria explicativa, p. 8

 

Gráfico de gastos previstos para 2019 en L’Hospitalet / Memoria explicativa, p. 17

 

Si le informo de que el gasto en inversiones reales equivale a unos 9 millones de euros, como figuran en las sucesivas notas de prensa del Ayuntamiento, puede que a algunos les parezca mucho y a otros poco. Si le digo que en 2018 el gasto en dichas inversiones fue de 22.889.079 euros, algo que no se dice en dichos comunicados, entonces igual ya tenga una idea de la importancia o no de dicha partida.  Sin poder entrar aquí en todos los detalles, algo que deberían hacer todos los medios de comunicación que contaran recursos (por cierto, los medios municipales ingresan unos 173.000 euros anuales, según consta en la página 33 del documento de los presupuestos de La Farga), aquí nos limitamos a recoger cuáles son las “inversiones más significativas” para este año, según la memoria explicativa (pp.23-24), en este orden:

  • Redacción del proyecto de obras de la nueva escuela Paco Candel
  • Equipos y software informático
  • Material técnico deportivo
  • Mobiliario, señalización, maquinaria, accesorios y complementos para las dependencias municipales
  • Paneles de información variable en Can Serra
  • Reforma y equipamiento de la cocina de la escuela Joaquim Ruyra
  • Adecuación de viviendas cedidas en usufructo BBVA
  • Adquisición de viviendas en el Passatge Pons
  • Sustitución de vestidores con módulos provisionales prefrabricados en el C. F. Gornal
  • Nuevos casales para gent gran en Bellvitge y Can Serra
  • Reforma del polideportivo Fum d’Estampa
  • Construcción del campo de fútbol y vestuarios en el parque de la Torrassa
  • Actuaciones de condicionamiento del espacio público
  • Rehabilitación energética del Edifici B
  • Rehabilitación y adecuación de edificios municipales
  • Proyecto escultórico L’Ira de la Deessa Hera
  • Adquisición de instrumentos musicales
  • Adecuación de los vestidores de personal no docente en 5 escuelas

 

L’Hospitalet acogerá un segundo congreso de entidades

Durante la celebración del último Consell de ciutat del mandato, también se hizo balance del primer Congreso de Entidades de L’Hospitalet de Llobregat, celebrado el pasado 17 de noviembre. El presidente de la Mesa Sectorial de Derechos de la Ciudadanía y Cohesión Social, Jordi Ibáñez, calificó la jornada como un “éxito muy positivo”, que registró la presencia de 204 personas y 126 entidades.

Ibáñez también expuso algunas de las conclusiones del evento, muchas de ellas accesibles en la página web del L’Hospitalet ON. Sin ánimo de detallar todas, destacamos unos pocos ejemplos en función del tema o eje tratado:

  • Financiación y sostenibilidad: dificultades con la ley de subvenciones y la ley de contratación. Buscar la manera de hacerlo más accesible. ¿Cláusulas sociales en el caso de L’H vinculada al territorio? Conocer el impacto económico del voluntariado.
  • Valores, ética y misión interna de las entidades: hay que generar espacios de diálogo entre todas las personas. Relevancia de la diversidad. Importancia de la formación. Hay que reflexionar sobre los valores.
  • Base social y nuevas formas de organizarse: necesidad de conocer en la misma sesión entre las entidades. Necesidad de regenerarse en clave generacional y ser proactivos. ¿Se ayuda a participar a los jóvenes? Tal vez somos las organizaciones quienes no colaboramos.
  • Comunicación y TIC: hay que favorecer la interacción entre todas las entidades. Necesidad de un relevo intergeneracional y apoyo de la administración. Se quiere llegar a más gente y tener una agenda común. Tener un mapa de entidades del territorio.

En cuanto a la evaluación del evento, un 56,8% de las 74 personas que han respondido a la encuesta de evaluación realizan una valoración muy positiva del congreso; y un 36,5%, positiva. Y el 62,8% de los 76 encuestados asegura que se ha sentido “muy cómodo” a la hora de mostrar su opinión. Es por ello que, desde el Consell de ciutat, Toñi Mercader recalcó que este congreso ha sido sólo un “punto de partida”, y que no se quedará en una “mera anécdota”, sino que L’Hopitalet acogerá un segundo congreso de entidades.

Durante el Consell de ciutat también se presentaron dos propuestas culturales: la puesta en marcha de un espacio dedicado a la creación artística en la ciudad y la creación de una plataforma digital para la promoción de la cultura en la ciudad. El presidente de la Mesa de Cultura del Consell, Xavier Marcé, afirmó que en L’Hospitalet existe una importante “masa crítica” que se ha de poner en valor en la “batalla metropolitana”, y que para ello se precisa de una “fórmula mixta” que aúne la colaboración entre ámbito privado, social y público.

Con estas iniciativas concluyó el último pleno del Consell de ciutat de la legislatura, si bien la alcaldesa indicó que las mesas podrán continuar trabajando hasta que la ley permita continuar con la actividad ordinaria del Consistorio. Marín aprovechó para hacer balance del proceso de participación iniciado hace cuatro años, valorando el camino recorrido, que facilitará el avance de los que vengan, y reconociendo que ha habido “errores” de los que hay que aprender, mostrándose abierta a modificar las normas de funcionamiento realizadas “en un despacho”.

 

Contra la violencia y en defensa del patrimonio cultural y medioambiental

Esta semana también se ha celebrado el pleno municipal en horario matutino, en cuyo orden del día han destacado las mociones contra formaciones y expresiones de carácter violento. Así, se ha aprobado una moción promovida por el PSC para apoyar las medidas del pacto de estado contra la violencia de género; otra propuesta de Esquerra Republicana de Catalunya para elaborar unas ordenanzas para una comunicación no sexista; otra del PDeCat para evitar el uso de equipamientos municipales por parte de partidos o entidades de ideología fascista; y otra de la CUP-PA para conseguir una ciudad libre de agresiones sexuales y machistas.

El patrimonio también ha tenido su protagonismo, con la aprobación de la moción de Canviem L’H para crear zonas de expectativa arqueológica; la iniciativa de ERC para crear un programa local de ayudas a la rehabilitación de fachadas en edificios de uso residencial; la del PP para proteger y rehabilitar el “Castillo de la Pepa”, ubicado en la calle Blas Fernández de Santa Eulàlia; y la del PDCat para rehabilitar el oratorio del Cementerio Municipal.

El cuidado del medio ambiente también se ha visto reflejado en la aprobación de la moción de ICV-EUiA-Pirates (Canviem L’H) para fomentar el reciclaje de aceite y en la de ERC para declarar L’H como ciudad libre de plásticos.

Otras mociones aprobadas en el pleno de enero han sido la del PSC para dar apoyo a los profesionales de la atención a las personas con discapacidad intelectual, física, pluridiscapacidad, salud mental y atención precoz; y la de Ciudadanos para recuperar unos servicios funerarios integrales más económicos.

Más información en los medios públicos de L’Hospitalet y en la página web de los plenos del Ajuntament.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here